Alemania podría quedarse sin gas para el invierno

Alemania podría quedarse sin gas para el invierno

Berlín deja de iluminar en las noches unos 200 monumentos y edificios históricos para ahorrar energía ante el riesgo de un desabastecimiento total. En Hannover, la temperatura ambiente de los edificios públicos no deberá pasar de los 20 °C y suspenderán el agua caliente, entre otras medidas. Las amenazas de Rusia de cortar totalmente el suministro de gas hacen que otras ciudades alemanas también tomen decisiones de ahorro.

Alemania toma medidas urgentes para ahorrar energía. En Berlín, la capital, 200 edificios históricos apagan la luz en las noches. Desde el jueves 28 de julio comenzaron, entre otros edificios emblemáticos, la Catedral de Berlín, la Iglesia de Santa María y el Viejo Palacio.

Seguidamente, en las próximas tres o cuatro semanas, harán lo propio edificios como La Columna de la Victoria, el Palacio de Charlottenburg, el Ayuntamiento Rojo al igual que las estatuas del parque de Tiergarten.

La medida de apagar la iluminación nocturna fue tomada por el Senado de la ciudad-Estado de Berlín el miércoles 27 de julio para ahorrar electricidad en el contexto de la guerra de Ucrania y la amenaza constante de Rusia del corte por completo de las exportaciones de gas. Con esta resolución, la ciudad alemana podrá ahorrar energía de los 1.400 focos destinados a la iluminación de estos lugares patrimoniales.

En efecto, hace tan solo dos días la gigante rusa Gazprom volvió a reducir la capacidad de gas natural que fluye a través del oleoducto Nord Stream 1 y pasó del 40% al 20% de suministro, señalando problemas técnicos. Pero Alemania lo cataloga como un movimiento deliberado para sembrar incertidumbre y aumentar los precios en medio de la guerra en Ucrania debido a las sanciones occidentales.

Ante el riesgo de escasez de energía, la senadora por el Medio Ambiente del ayuntamiento de izquierdas de Berlín, Bettina Jarasch (Verdes), dijo en un comunicado que “teniendo en cuenta la guerra contra Ucrania y las amenazas de Rusia en materia de política energética, es importante que utilicemos nuestra energía con el mayor cuidado posible”.

Jarasch explicó que el consumo total de la iluminación nocturna de los monumentos berlineses representa aproximadamente 200.000 kilovatios por año, lo que corresponde a un gasto de 40.000 euros, de forma que la medida es eminentemente simbólica.

Hannover presenta un plan de ahorro de energía

La ciudad de Hannover también presentó un plan de ahorro de energía de un 15% ante la escasez prevista para este invierno.

El ayuntamiento permanece a oscuras, no habrá agua caliente en los edificios públicos ni iluminación nocturna, en los gimnasios y centros deportivos se eliminó las duchas de agua caliente, ya no habrá piscinas con calefacción y los hogares tendrán que ahorrar o pagar mucho más.

El medio ‘DW’ explica que, en la próxima temporada de uso de calefacción para los meses de invierno (octubre-marzo) en Hannover, “la temperatura ambiente en los edificios públicos deberá ser de un máximo de 20 grados Celsius, mientras que para los espacios técnicos y de almacenamiento se aplicará un rango de 10 a 15 °C”.

Las salas de deportes y gimnasios también se les pediría que limiten la calefacción a 15 °C, sin más agua caliente al ducharse.

El alcalde de la ciudad, Belit Onay, dijo que Hannover estaba tratando de prepararse lo mejor que podía para una situación impredecible. “Esta es una reacción a la inminente escasez de gas, que plantea un gran desafío para los municipios”, explicó Onay.

Los hogares representan un tercio del consumo de gas en Alemania. “Es difícil decirles cuánto gas pueden consumir, porque están protegidos por la ley (…) pero ahora, no creo que la policía vaya a todos los propietarios de piscinas para ver si estas están calientes”, explicó el ministro de Economía, Robert Habeck, tratando de decir que el ahorro deberá ser un compromiso voluntario de los ciudadanos.

Otras ciudades de Alemania como Augsburgo y Maguncia ya han introducido medidas apagando las luces en ciertas áreas y en momentos específicos. También están limitando la calefacción en edificios públicos.

Según ‘DW’, un hogar promedio de cuatro personas en un apartamento de 100 metros cuadrados, que consume 18.000 kilovatios-hora por año, pagó 1.080 euros por el gas natural el otoño pasado.

“Si se toma el precio actual y se añaden los cinco céntimos para el recargo del gas (anunciado ya por Alemania), serían 3.240 euros anuales. Esto corresponde a un ingreso mensual medio en Alemania”, reseña el medio.

El Gobierno alemán estima que “la tasa que se implantará para apoyar al sector del gas acarreará costos adicionales de unos cientos de euros en la factura energética de los hogares”, aunque advierte de que es prematuro tratar de precisar su alcance final.

Desde abril, el Gobierno del canciller alemán, Olaf Scholz, pide a la ciudadanía una movilización nacional para ahorrar energía, cuyos precios se han disparado y cuyo suministro podría empeorar en los meses de invierno que se avecinan.

Antes de la guerra de Ucrania, Alemania compraba el 55% de su gas natural a Rusia, una cuota que se redujo al 35% en junio, pero que deja al país a merced de los cortes de gas que decida Moscú. Además, el 35% del petróleo crudo y el 45% del carbón usado en Alemania, también proviene de Rusia.

Publicaciones relacionadas

Europa podría quedarse sin gas, quedando a merced de Rusia

Europa podría quedarse sin gas, quedando a merced de…

El Gobierno de Biden está trabajando arduamente tras bambalinas para mantener unidos a los aliados europeos contra Rusia mientras Moscú recorta…
Rusia, China e Irán realizarán ejercicios militares en Venezuela

Rusia, China e Irán realizarán ejercicios militares en Venezuela

“No es la primera vez que se realizan estos juegos o ejercicios, se han hecho desde el año 2015. Y Venezuela…
Xi Jinping apoyará a Vladimir Putin pase lo que pase

Xi Jinping apoyará a Vladimir Putin pase lo que…

El líder chino, Xi Jinping, reiteró su apoyo a Moscú en materia de “soberanía y seguridad” en una llamada con su…